sábado, 28 de julio de 2012

Tarta "Bob Esponja" paso a paso

Hace tiempo que preparamos esta tarta y os prometimos un tutorial en su día, pues bien, aquí está!

Hemos hecho un mini break para escaparnos unos días a la playa y volver con fuerzas renovadas... y no os lo vais a creer, pero nos hemos ido las dos al mismo sitio, eso sí, cada una por su lado y sin saberlo. Esta fue la situación:

A: - Me voy esta semana a la playa.
E:- Ah que guay! Nosotros también. A dónde?
A:- A Santa Pola...
E:- No jo***!!!! (E siempre ha sido más "brutita" que A) Nosotros tambien! O_O

Evidentemente, nos hemos visto por playas Santapoleñas y casi casi nos hemos visto más alli que en Madrid. Entre Arroz a Banda, tintos de verano y billares hemos pasado los días.

Pero no sabeis lo mejor de todo!!! SIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII!!!

Lo hemos encontrado! Empezábamos a dudar de su existencia, pero por fin, en un LIDL de Santa Pola, lo conseguimos!


Tenemos ButterMilk!!!! TENEMOS BUTTERMILK!!!!

No os lo creeis? Lo sabíamos... pues tenemos foto para demostrarlo!

JA!

Sólo hemos comprado dos botes, porque como veis es "fresco" y nuestra idea de inundar las neveras de casa fracasó en el mismo instante que miramos la fecha de caducidad =(  Pero no importa.....

¡¡¡¡¡¡¡¡¡ TENEMOS BUTTERMILK!!!!!!!!!


Y después de éste momento eufórico... a lo que vamos....Este no es un post para explicaros cómo hacer la tarta en sí, sino más bien el montaje, asique no encontrareis lista de ingredientes.

Lo primero es escoger un bizcocho que os guste para hacer la tarta. Nosotras elegimos uno de chocolate porque a la cumpleañera le gustaba mucho. Os vale cualquiera, siempre que no sea un bizcocho con mucho aire, porque entonces el peso del fondant lo hundirá.
Éste fue el que elegimos nosotras.

Una vez metido en el horno con un molde de forma rectangular el resultado que obtenemos es el sieguiente. Dos bizcochos iguales, como podeis ver en las imágenes. Al bizococho se le da la vuelta para que la parte más lisa (la de abajo) quede visible en nuestra tarta.
En la segunda foto teneis el cuchillo, ya que hemos de cortar los bizcochos para darles la forma de "Bob". Cortamos ambos bizcochos a la vez, poniendo uno encima de otro para que queden exactamente con la misma forma. ATENCIÓN TRUCO: marcaremos con unos palillos para que al volver a montar nos "cuadre" bien la cosa. En este bizcocho, al tener esa forma no da muchos problemas, pero cuando hagais una tarta redonda este es un buen consejom para encajar todas las piezas en su sitio.

 

Para acabar, empapamos el bizcocho con almibar y rellenamos de la crema que más nos guste. En nuestro caso es buttercream de Nutella. Ponemos una buena capa entre los dos bizcochos, volvemos a empapar bien en almibar el bizcocho superior y finalmente cubrimos con una generosa capa de buttercream todo el bizcocho. Una vez lo tengais, os aconsejamos que lo metais en la nevera para que quede bien durito.

 

Ahora, que ya tenemos la tarta preparada, vamos a pasar a la decoración. En primer lugar, debemos teñir del color deseado el fondant, y ya os adelanto que necesitaremos los siguientes colores: amarillo (gran cantidad), blanco, marrón, negro, azul y rojo. Es múy útil que penseis de antemano los colores que os harán falta, porque así podeis tenerlos ya teñidos y no perdeis tiempo al decorar, y de ésta forma no se os reseca el Fondant.

Pues como veis en la foto, lo primero es extender el fondan amarilllo que cubrirá toda la tarta. Debeis medir bien, tanto la longitud como el ancho de la tarta y extender esa cantidad con el rodillo. En la foto hay uno de los lados perfectamente recto, esto es proque hemos cortado el sobrante con un cuchillo para facilitar el manejo. CONFESION: ésta tarta que veis, en mi opinión quedó demasiado alta y poco ancha, si la volvemos a repetir, usaremos un molde más ancho, aunque la altura no sea tan espextacular.
 

Lo siguiente, como veis es colocar la plancha de Fondant sobre la tarta (os podeis ayudar del rodillo para enrollarla sobre el, así no se os romperá). Si mirais la imagen con atención, vereis que el fondant en uno de los lados no llega hasta abajo ¡¡¡¡¡¡¡¡esto es lo que tenemos que evitar!!!!!!!!!.

No pasa nada porque al ser un trozo muy pequeño, trabajando el fondant, finalmente llega a cubrirlo todo, pero ESTAD ATENTOS a estos pequeños detalles para que no os ocurran a vosotros.
 

Vamos ajustando bien en fondant a todos los lados y cortamos el sobrante. Además vamos a darle unos golpes o bien con un cazo o bien con el rodillo grande para crear las características marcas de Bob.  

OJO: como veis, en una nos pasamos de fuerza y se rompió un poco el findant, tened cuidado y no dejeis que se seque demasiado, hacedlo cuando el fondant sigue maleable.

Finalmente, colocamos una banda blanca que será la camisa de nuestro Bob. RECODAD: que pegamos con un poco de agua, fondant con fondant simpre se pega con agua. Fondant con bizcocho, lo pegamos con crema o buttercream.
 

Depués, cortamos los ojos con un cortador redondo, y los modelamos un poco con  la mano para que queden ovalados. Cortamos tambien dos triángulos de fondant blanco que serán el cuello de la camisa. Con otra plancha de fondant marron haremos el pantalón y el "cinturón" y finalmente con un poco de rojo haremos un triangulo y una bolita para conseguir la corbata. Pegamos todo ello con un pincelito y un poco de agua. Cada cosa en su lugar, como veis en la foto.
 

Finalmente añadimos la parte azul de los ojos, la boca en negro y haremos la nariz y las mejillas en fondant amarillo que nos ha sobrado. Colocaremos tambien los zapatos y las piernas (Con alcetines incluidos).
 


Ya está casi terminado, cortaremos las pestañas, el negro de los ojos (si incluís las dos bolitas blancas, quedará mucho mejor). Haremos la lengua y los dientes y para terminar, con rotuladores comestibles, pintaremos las rayas de los calcetines y las pecas de la mejillas. Usamos trotulador rojo y verde.

 

Como veis, las piernas, hasta que se sequen las dejamos apoyadas sobre algo porque tenían una posición un poco "incómoda". En este caso, están apoyadas sobre los mismos rotuladores comestibles que usamos para decorarla. Ya sólo faltan los brazos, que como sabeis se hacen con más fondant amarillo del que teñimos inicialmente. A mi me gustaba más sin brazos, pero... oye... tambien es verdad que entregar una tarta sin brazos... no queda bien!

Tachaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaan!!!
BOB ES PON JA!
Vive en una piña debajo dell maaaaaaaaaaaaar ¡¡¡¡¡¡ BOB ES PON JA!!!!!!!


Ya no teneis excusa, podeis hacer las delicias de grandes y pequeños con vuestra tarta de Bob Esponja. ¡Animaos y enseñadnos cómo de chulas os quedan!

Ah!!! y no creais que os ibamos a dejar desamparados...... os dejamos un video... es de allá en un país lejano, pero incluso sin entender ni papa de lo que dicen, os ayudará mucho mucho!!!



Tarta prontooooooooooooooooooooo

jueves, 12 de julio de 2012

Taller del 8 de Julio... En septiembre we´ll be back!

Pues eso bolleros, el domigo 8 de julio tuvo lugar el último Taller LPB de la temporada...ohhhh!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Todo el mundo quieto. Con éste calor y la gente de vacaciones es difícil organizar los cursos y que los cupcakes no se derritan por las esquinas, pero pronto estaremos de vuelta con más cursos interesantes. Mientras nos tomamos un descanso, vamos preparando el "Level II" de cupcakes con manga, talleres de galletas y por supuesto no abandonaremos nuestros talleres de iniciación
Prometemos manteneos informados. Pero en la entrada de hoy queremos mostraros lo bien que lo pasamos en el último taller y las preciosidades que nuestras chicas se llevaron a casa.

Como siempre a la llegada, un pequeño tentempié y las presentaciones oportunas... Meriendaaaaaaaaaaaa!
Whoopies y algunos cupcakes para empezar con energía!



Y a pesar del calor, nuestras bollitos se pusieron rápidamente manos a la obra en la cocina y a precalentar el horno mientras preparaban la masa de los cupcakes. Alba estuvo con ellas y sus dudas sobre la masa...pero se dieron cuenta de que lo único que hay que hacer es perderle el miedo... Algunas venían diciendo que no habían encendido un horno nunca, pues vereis que pro....





Dejaron sus su mezcla en el horno y pasaron a la mesa con Emma a decorar con la manga los cupcakes que las primas ya tenían preparados para ellas (recordad que siempre tienen que estar fríos antes de decorarlos).
Hicieron rosas, hortensias, rosetas, césped, el monstruo de las galletas y una carita en fondant...vamos un poco de todo...















Aunque eramos pocas, aprovechamos el tiempo al máximo. Bea, con mucho mimo, el mismo que pone para hacer sus amigurumis, consiguió unos cup realmente preciosos, y sino juzgad por vosotros mismos, aquí teneis su blog. Ella es la ganadora del concurso del 15-J, vino diciendo que no se apañaba del todo con la consistencia del buttercream.... JA! Aquí teneis el resultado de su "no apañamiento".


María Jesús... ella dice que no entra en la cocina nada más que para preguntar qué hay de comer a su madre. Pues no señores, ella también se lió la manta a la cabeza, y quiso aprender todos los secretos. La tía tiraba de la manga como si fueran una sola.... mirad lo que se llevo para casa. Me consta que su chico se las zampó todas.



Y por último y no menos importante está nuestra mami. Patricia tiene una niña preciosa, Jimena y es por ella por la que se metió en este lío. Patri tampoco es mucho de hornos, pero quería sorprender a su princesa, y desde luego que no se le da nada mal, lo que no consiga una madre.... aquí teneis sus preciosidades.



Nos lo pasamos muy bien chicas, un placer y gracias por confiar en LPB. Sois un amor y gracias por hacer estas preciosidades!




Tarta pronto!

domingo, 8 de julio de 2012

Devil´s Food Cake

¿Pensábais que nos habíamos olvidado de daros esta receta bolleros? Pues no... ¡¡¡¡y os vais a enterar, porque es un post con paso a paso, pero de los gordos!!!!!


¡Aquí está la receta para una maravillosa Devil's Food Cake!




La verdad es que es una tarta que siempre me ha dado un poco de miedo hacer. No por lo del Devil, que ya la hace interesante de por si, sino porque la había visto en mil sitios, con unas fotos maravillosas y el miedo a no conseguir lo esperado era tremendo.

Os cuento un poquito para poneros los dientes más largos aún si cabe, jejejeje.

Este pastel nació en el Sur de Estados Unidos a principios del siglo XX. La "Tarta del diablo" es un pastel de chocolate oscuro muuuuyyyy rico, húmedo e intenso. Generalmente se presenta con un glaseado de chocolate (ganaché), y con una altura de varias capas de bizcoho que hacen que el corte de la tarta sea espectacular. El relleno puede variar entre diferentes opciones, como ganaché de chocolate negro (para acabar de saciar las necesidades de los más chocolateros),  ganaché de chocolate blanco (éste es el relleno de nuestra receta), nata montada, buttercream, etc. En fin, como veis, múltiples opciones. El corte queda alucinante si le ponéis un relleno de nata montada o buttercream porque el contraste de colores es maravilloso.

Como curiosodad contaros que en muchos sitios hablan de que los orígenes de la Devil's Food Cake los encontramos en el Red Velvet. Claro, ya decía yo... ¡hasta ahora los dos mejores bizcochos que he probado! De ahí también el nombre, diablo por el color rojo que tenía en sus orígenes y que poco a poco a ido desapareciendo hasta convertirse en un pastel del color del chocolate puro, mmmmmmm. Aunque hay gente que dice que el nombre del "Diablo" hace también referencia a los ingredientes empleados considerados antiguamente como tentadores y decadentes. ¡Pues nada! si hace falta hacerse diablo, uno se hace sin problema.


Ale, y después de toda esta chapa ¡Vamos al lío!

La ansida receta, sacadita de El Rincón De Bea Devil's Food Cake (Blog muy recomendable) con adaptaciones propias de LPB.

¿Qué ingredientes necesitamos?


Para la masa:
  • 280 gr.de harina de trigo todo uso 
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico 
  • 1/4 de cucharadita de sal 
  • 250 gr. de mantequilla sin sal a temperatura ambiente 
  • 220 gr. de azúcar moreno claro 
  • 185 gr. de azúcar blanquilla 
  • 4 huevos grandes a temperatura ambiente 
  • 2 cucharaditas de extracto/esencia de vainilla 
  • 125 gr. de chocolate de cobertura sin azúcar, derretido
  • 250 ml. de buttermilk a temperatura ambiente (en este enlace puedes encontrar como hacer tu propio buttermilk)


Para el relleno:
  • Almíbar: 
    • 50 gr. de agua
    • 50 gr. de azúcar
    • una ramita de canela
  • Ganaché de chocolate blanco:
    • 150 ml de nata para montar
    • 300 gr. de chocolate blanco
Para la cobertura:
  • Ganaché  de chocolate negro:
    • 200 ml de nata para montar
    • 200 gr. de chocolate para fundir


¿Y ahora qué narices hago con todo esto, primitas?
  • Precalentamos nuestro horno a 180º.
  • Engrasamos un molde de 19 cm con mantequilla .
  • Ponemos a derretir el chocolate al baño maría y lo reservamos (tambien podeis derretirlo en el microondas, pero vigiladlo de cerca y mejor usar la función de "defrost").




  • Tamizamos la harina, el bicarbonato y la sal y reservamos también.
  • Batimos la mantequilla con los dos tipos de azúcar con las varillas hasta que la mezcla quede esponjosa y claree (si el azúcar moreno es normal no quedará tan claro), esto puede llevar un rato porque es necesario que se integren bien todos los ingredientes y obtengamos una masa homogénea.



  • Añadimos los huevos uno a uno, batiendo durante un minuto después de incorporar cada huevo, así le daremos más esponjosidad a la mezcla permitiendo que entre más aire.




  • Añadimos la esencia de vainilla y batimos durante un minuto más. 
  • Ahora añadimos el chocolate derretido (que ya debe estar frío) y batimos hasta conseguir una mezcla uniforme.
  • Comenzaremos a añadir los ingredientes secos que teníamos reservados en tres veces, intercalándolos con el buttermilk que lo añadiremos en dos veces. Siempre empezaremos y acabaremos con los ingredientes secos. Mezclar bien antes de añadir el siguiente ingrediente, ¡pero cuidado con batir demasiado la harina! 




  • Dividir la masa en tres partes iguales (yo horneé tres bizcochos de unos 19 cm cada uno) y verter uno de los tercios en el molde preparado anteriormente alisando la parte superior con la espátula. 

  • Hornear entre 25 y 30 minutos, dependiendo de cada horno. Ya sabéis, cuando tengáis el primero horneado (comprobar siempre con el palillo hasta que salga limpio) podéis tomar vuetros propios apuntes para los dos restantes, así ajustaréis los tiempos a vuestro horno. 
  • Dejaremos enfriar el bizcocho en el molde metálico sobre una rejilla unos 10 ó 15 minutos. Después desmoldamos y dejamos enfriar sobre la rejilla al menos 45 minutos.  
  • Una vez que estén totalmente fríos los envolvemos bien en papel de film transparente y los metemos a la nevera toda la noche, así se asentarán el sabor y la textura.

Algunos truquitos:

Ya sé lo que estáis pensando: "Yo no tengo tres moldes iguales y del  mismo tamaño. Ni en mi horno puedo meter tres bizcochos al mismo tiempo". ¡Yo tampoco! Caaaaaaaaaaaalma. Cada vez que saco un bizcocho del horno espero 15 minutos a que se enfríe en su molde. Lo desmoldo y después de lavar y secar bien el molde repito la operación. Tardas un poco más, pero los armarios de tu cocina te lo agradecerán....

Podéis congelar los bizcochos ya horneados y envueltos en film si los vais a necesitar para más adelante. No os preocupéis porque estarán como recién horneados. Sólo tenéis que sacarlos la noche anterior del congelador. Yo los dejo envueltos en el film toda la noche y cuando monto la tarta les quito el plástico. ¡Os aseguro que estarán perfectos!


Vale, ya tengo los bizcochos, ¿ Cómo consigo que esto parezca una tarta?:

  • Lo primero que vamos a hacer es preparar una mezcla de almíbar para empapar bien nuestro bizcocho y que quede jugoso.
  •  
    •  Utilizaremos 50 gr. de agua y 50 gr de azúcar. Como veis, para preparar el almíbar, las proporciones son igual de agua que de azúcar. Los ponemos a fuego lento sin que llegue a hervir. Podemos añadirle un sobrecito de café esspreso soluble a esta mezcla. Dicen que intensifica el sabor del cacao. Yo no se lo puse y en su lugar añadí una ramita de canela. Lo dejamos enfriar, y lo introducimos en un biberón.

  • Preparamos también nuestro relleno: en este caso ganaché de chocolate blanco
    • Necesitamos 150 ml de nata para montar y 300 gr. de chocolate blanco (el de Lidl está muy bien). Para esta  ganaché  las proporciones son siempre la mitad de nata que de chocolate blanco. Ponemos la nata a calentar en un cazo, sin que llegue a hervir la retiramos del fuego y añadimos el chocolate troceado. Se fundirá con el calor y al cabo de un  rato podremos removerlo para que la mezcla sea homogénea. Lo dejamos reposar un rato para que coja consistencia.
  • Por último prepararemos la cobertura: En nuestro caso ganaché de chocolate negro.
    •  Necesitamos 200 ml de nata para montar y 200 gr de chocolate para fundir. Para esta ganaché  las proporciones son siempre nata y chocolate a partes iguales. Haremos lo mismo que con el  ganaché  de chocolate blanco.

Ahora colocamos el primer bizcocho sobre nuestra base para tartas o la bandeja que vayamos a utilizar y le ponemos un poco del relleno que hayamos elegido por debajo, para que se pegue bien y no sea un desastre a la hora de montar la tarta. Para evitar que se manche la base le colocaremos unas tiras de papel de horno debajo rodeando el bizcocho que retiraremos cuando hayamos acabado. Os lo enseñamos en al foto. Ahora ya podemos empapar nuestro bizcocho con el biberón , no tengáis miedo en mojarlo bien, mejor que quede húmedo a que esté seco.

A continuación lo cubrimos con una buena capa de ganaché blanco, es posible que la mezcla gotee por los laterales. No importa, podemos extenderlo con una espátula para que quede lo más uniforme posible. Repetimos la operación con el siguiente bizcocho y por último para la capa final tan solo humedecemos el bizcocho con almíbar, no le vamos a poner relleno.




Seguiremos poniéndole la primera capa de cobertura con la ganaché de chocolate negro. Ha de tener una consistencia más o menos líquida, pero no demasiado. Debemos haber esperado a que se enfríe un poco. Vamos a verter parte de la ganaché en el centro del bizcocho superior para que vaya cayendo de manera uniforme por los laterales y poco a poco con la espátula vamos a ayudar extendiéndolo para que quede bien cubierta y con apariencia uniforme. Añadiremos más chocolate cuando sea necesario. Una vez que esté totalmente cubierta la meteremos en la nevera a enfriar unos 30 minutos.


Por último le daremos la última capa de cobertura de la misma manera que la anterior y la decoraremos a nuestro gusto. En este caso con el logo de AC DC en fondant rojo. Es posible que con estas cantidades de ganaché os falte para la cobertura en función de cuánto utilicéis para la primera capa. La solución es fácil, se prepara un poco más y listo.




Otra opción para el relleno es la misma ganache que utilizamos para la cobertura...para los más chocolateros claro...aquí os dejamos las fotitos...



Esperamos que os haya gustado y que os animéis, porque el resultado merece la pena. ¡espectacular!


¡Tarta luego Bollitos!

domingo, 1 de julio de 2012

Nuevo curso LPB 8 Julio

Eeeeeeeeeeeeeeeeso es!

Aquí venimos de nuevo con un curso de Decoración de Cupcakes Básica. Va a realizarse el día 8 de julio (domingo). Es el curso ideal para todos aquellos que quieren iniciarse en esto del mundo cupcake.

Primero... lo importante! Empezaremos con un desayuno estupendo (o merienda si eliges el curso de tarde). Y una vez que todo el mundo tenga su café, su té, su Coca-cola o lo que demonios le guste beber y de habernos comido algunos dulces.... podemos pasar al siguiente punto. A cocinar se ha dicho.

Os enseñaremos a preparar la masa de los cupcakes,  hornearlos para que queden en su punto y veais cómo tienen que salir del horno. Aprendereis a preparar el buttercream, a teñirlo y a darle la consistencia adecuada.

Después pasaremos a la decoración. Aprendereis a usar diferentes boquillas con las mangas, con distintas y divertidas decoraciones. Usareis fondant, cortadores con expulsor, el rodillo, las estecas.... en definitiva, si no estais entendiendo la mitad de las palabras que escribimos, es el momento de que os apuntéis. Aprenderéis un montón de cosas para dejar a vuestros familiares y amigos con la boca abierta. Nunca creeran que una magdalena puede ser una obra de arte. ¡Y sobre todo, y lo principal, hecha por vosotros!

Animaos, "Las Primas Bolleras" os esperan en la cocina para pasar un día divertido y dulce.




Tarta pronto, bolleros!